Un ‘tsunami’ de toneladas de basura inunda las playas de Honduras

Los residuos sólidos viajan desde Guatemala y son arrastrados por las aguas del río Motagua. Además de los efectos ambientales, este problema está provocando graves daños en la economía pesquera y el turismo.

 

Las playas de Omoa, en el norte de Honduras, han sido inundadas por toneladas de basura arrastradas por el mar desde el río Motagua, una importante vertiente del mar Caribe que discurre principalmente por Guatemala. Esta situación, que ya ha sido documentada en el pasado, se ha visto acentuada en esta oportunidad por la temporada de lluvias y la actividad ciclónica que azota actualmente Centroamérica, informan medios locales.

Con el propósito de «mitigar a corto plazo» los efectos ambientales y en la salud de los habitantes de la zona, la Cancillería de Honduras aseguró el pasado sábado en un comunicado que ejecuta tareas de limpieza en las playas y bahía afectadas con «grandes cantidades de basura proveniente del vecino país».

 

Según se explica en la misiva, aunque los gobiernos de Honduras y Guatemala trabajan juntos desde hace años para combatir la problemática, el seguimiento del tema se ha visto afectado por las restricciones de movilidad como consecuencia de la pandemia de coronavirus. Asimismo, el texto señala que la «biobardas» y la barda industrial instaladas para impedir el flujo de desechos sólidos «no están en óptimo funcionamiento» y su capacidad ha sido superada por la cantidad de residuos que arrastra el río Motagua debido a las fuertes lluvias.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *