09/21/2021

Los Rolling Stones no han asistido al funeral de Charlie Watts

Mick Jagger y compañía se han quedado ensayando en Boston, alegando que las restricciones por el Covid les han impedido volar hasta Gran Bretaña

 

Uno pensaría que cualquiera movería cielo y tierra para acudir al funeral de un amigo con el que ha vivido increíbles aventuras durante sesenta años, ya haya una pandemia o un apocalipsis. Pero Mick Jagger, Keith Richards y Ron Wood no han asistido al de Charlie Watts, celebrado la semana pasada en Devon (Inglaterra), donde el baterista había vivido durante muchos años, y donde era dueño de una ganadería de caballos árabes.

Según informa The Sun, los Rolling Stones supervivientes no han podido viajar debido a las restricciones de Covid, y se vieron obligados a permanecer en Boston, donde han estado ensayando para la gira reprogramada del grupo por Estados Unidos, que arranca el 26 de septiembre en St. Louis (Missouri) con el nombre de ‘No Filter’.

Respetando la petición de su familia, el funeral de Watts se llevó a cabo en la máxima intimidad, tal como deseó el baterista, fallecido el pasado 24 de agosto a los 80 años, poco después de anunciar que no podría participar en la gira debido a las secuelas de una operación. Ahora, según una fuente cercana al grupo, los Stones rendirán homenaje a su compañero de banda durante los conciertos, en los que Watts será reemplazado por Steve Jordan.

Tras conocerse la noticia de su muerte, Ron Wood compartió en sus redes una foto en la que salía con él, junto a estas palabras: «Te quiero, mi compañero Géminis. Te extrañaré mucho, eres el mejor». Mick Jagger publicó una conmovedora foto de un Charlie sonriente sin ningún mensaje, mientras que Keith Richards publicó una foto en Twitter de la batería de los Rolling Stones con un letrero de ‘cerrado’ colgando de ella, también sin texto.

Es precisamente en las redes sociales donde muchos fans están afeando el gesto a los tres, y criticando la ‘excusa’ de las restricciones por la pandemia, especialmente teniendo en cuenta que no resulta inverosímil pensar que podrían haber hecho un viaje relámpago en un jet privado.

No es la primera vez que los Stones más mediáticos dan el último plantón a un compañero de grupo. Mick y Keith lo hicieron en 1969, cuando faltaron al funeral del verdadero fundador de la banda, Brian Jones, que había muerto ahogado en una piscina en extrañas circunstancias (incluso se llegó a difundir una teoría conspiranoica que señalaba a Mick y Keith como cómplices de un asesinato, para deshacerse del que por entonces era el miembro más problemático del grupo). En aquella ocasión, quienes sí fueron a despedirse del autor de ‘Paint it black’ fueron Bill Wyman y el añorado Charlie Watts.

 

www.abc.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *