Hipertensión y colesterol: nuevas recomendaciones para evitarla

Recientemente se conoció el nuevo decálogo de la American Heart Association (AHA, por sus siglas en inglés) de las mejores prácticas para combatir y evitar los problemas cardiacosDe acuerdo con los expertos, la solución a todos los problemas es la alimentación saludable. Además, subrayan que estas dietas funcionales tienen que ser de por vida.

En el decálogo se identifican las “Diez características de un patrón de alimentación saludable para el corazón”, basadas en estudios científicos realizados por la misma Asociación. Así las cosas, señala la importancia de que exista un equilibrio, variedad, porciones adecuadas y una combinación de alimentos y bebidas. Por eso subrayan que una mala dieta está relacionada con el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.

La declaración también destaca el papel fundamental de la educación nutricional para empezar a comer saludablemente en las primeras etapas de la vida y mantener este estilo de alimentación durante toda la vida. También aborda los desafíos sociales y de otros tipos que pueden hacer más difícil adoptar o mantener un patrón de dieta saludable para el corazón.

Sobre la misma línea mencionaron que se entiende que en muchas ocasiones las comidas deben ser ingeridas fuera de casa, por lo que se recomienda siempre optar por una opción saludable que contenga variedad de alimentos, sin embargo, reiteran que la comida en casa no tiene comparación.

“Puedes adaptar absolutamente una dieta saludable para el corazón a diferentes estilos de vida”, señaló Alice H. Lichtenstein, D.Sc., FAHA, investigadora principal y directora del equipo de Nutrición Cardiovascular del Centro de investigación sobre la nutrición humana y el envejecimiento Jean Mayer del USDA en la Universidad Tufts en Boston.

Las diez características de un patrón alimentario para promover la salud cardíaca:

1. Mantener un balance en la ingesta de alimentos y calorías con actividad física. De esta manera, se busca mantener un peso saludable. Equilibre la ingesta de alimentos y calorías con actividad física para mantener un peso saludable.

2. Elegir y consumir una variedad de frutas y verduras para recibir todos los nutrientes de los alimentos en vez de usar suplementos.

3. Consumir granos integrales y alimentos que se compongan de ellos.

4. Fundamental incluir proteínas magras o de alto contenido de fibra. Proteínas: pescados, mariscos, carne magra, lácteos bajos en grasa o sin grasa. Se subraya la necesidad de limitar las carnes rojas y procesadas.

Corazón, salud cardiovascular, enfermedad cardiaca, enfermedad cardiovascular, colesterol, triglicéridos, comida saludable, vida sana, alimentos, frutas, verduras.Corazón, salud cardiovascular, enfermedad cardiaca, enfermedad cardiovascular, colesterol, triglicéridos, comida saludable, vida sana, alimentos, frutas, verduras. – Foto: Getty Images

5. Usar aceites vegetales líquidos.

6. Elegir siempre que se pueda alimentos procesados en mínima medida.

7. Reducir el consumo de bebidas y alimentos con azúcares añadidos.

8. Elegir alimentos con poca sal o sin sal.

9. Limitar el consumo de alcohol.

10. Aplicar esta guía sin importar en dónde se preparen los alimentos.

Los expertos señalan que de llevar un estilo de vida saludable puede favorecer la salud en general y evitar problemas mayores. Además, por primera vez en la Asociación se habló del tema de sostenibilidad, pues los expertos señalaron que una dieta saludable para el corazón puede ayudar a su vez al medio ambiente.

Los productos de origen animal que se consumen comúnmente como las carnes rojas, tienen un mayor impacto ambiental, por lo que cambiar la dependencia de estas carnes e implementar una dieta rica en proteínas vegetales puede ayudar a mejorar la salud individual y el medio ambiente.Avena y fruta: así se pueden consumir para bajar los triglicéridos altos

“Es importante reconocer que la guía es coherente no solo con la salud cardíaca, sino también con la sostenibilidad. Es una situación en la que todos ganan, las personas y nuestro medioambiente”, dijo Lichtenstein.

No obstante, los expertos señalaron que no todas las dietas sostenibles son buenas para el corazón, por lo que señaló que si una dieta a base de plantas incluye muchos carbohidratos refinados y azúcares añadidos se podría aumentar el riesgo de sufrir diabetes tipo 2 y enfermedades cardíacas, en ese sentido se hace un llamado a crear una dieta funcional con un experto

Fuente: Semana

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.