Grandes duelos del fútbol Diego Maradona y Pelé.

tribunaabierta.info en Facebook

las idas y vueltas del amor al odio entre dos astros, y sus inolvidables partidos mediáticos

Nunca se enfrentaron en una cancha, pero lo hicieron varias veces en los medios con elogios y declaraciones cruzadas.

El mes de octubre parece ser la Navidad del fútbol. Bastan dos casos testigos. El viernes 23, Edson Arantes do Nascimento, Pelé, cumplió 80 años. Veinte años y una semana después del nacimiento de O Rei en la ciudad de Tres Corazones en el Estado de Minas Gerais, vio la luz en el Policlínico Evita de Lanús Diego Armando Maradona, que este viernes cumplirá 60 años. Se podrían agregar un par de fechas históricas para justificar a octubre: un 22 nació César Luis Menotti (hace 82 años), un 20 Diego debutó en Primera (44 años) y un 16 hizo su estreno oficial en el Barcelona Lionel Messi (16 años).

Referentes de distintas generaciones, Pelé y Diego nunca se enfrenaron en una cancha de fútbol. Cuando Diego nació, en 1960, O Rei ya había sido campeón del mundo con 17 años. Cuando Pelé se retiró, en 1977, Pelusa apenas llevaba menos de un año en Primera. Ya lo veían como el sucesor. Lejos del campo de juego, los dos astros sudamericanos jugaron muchos partidos mediáticos. Algunos juntos, otros enfrentados.

La primera vez que jugaron juntos fue en un reportaje que logró la revista El Gráfico, el 9 de abril de 1979. “Y Maradona cumplió su sueño”, fue el título de la nota realizada por Guillermo Blanco. Diego viajó a Río de Janeiro con el periodista y el fotógrafo (Ricardo Alfieri -padre-) de la revista, Jorge Cyterszpiler (su representante de entonces) y Don Diego, su papá. En ese primer partido, hubo elogios mutuos.

Maradona, que tenía 18 años, le confesó que a Pelé que lo había ido a ver, con 13 años, a la cancha de Huracán. Pelé, que andaba por los 38, recordó que ese había sido su último partido en la Argentina. O Rei prometió ir a verlo jugar a Buenos Aires, le dio varios consejos y hasta le sugirió ir a jugar al Cosmos. “¿Te gustaría ir a jugar a Estados Unidos? No, es un chiste para que te rías. Aún eres muy joven. Tenés mucho por dar aún. Allá hay muy buen dinero. Pagan por doce meses y sólo jugás cinco. Pero espera, espera, hay mucho tiempo por delante”.

Diego, emocionado, contó después del encuentro: “Yo sabía que era un dios como jugador; ahora también lo es como persona. Por algo es Pelé. Cuántos pibes como yo querrán verlo, tocarlo, cambiar un par de palabras, y yo tuve el privilegio de que hasta me haya dado consejos. Yo veía que Pelé venía hacia mí y no lo podía creer”.

Después de aquel encuentro histórico, hubo declaraciones cruzadas. Las primeras, en 1982, en plena disputa del Mundial de España. Pelé escribía columnas en Clarín. “Puede jugar un Mundial mucho más satisfactorio si aprende de los errores de éste. No perder el control le resultará vital”, escribió después de la eliminación ante Brasil. Pero también O Rei comentaba para otros medios del mundo. Algo llegó a los oídos de Diego que, enojado, comentó: “Pelé era mi ídolo como futbolista, pero como comentarista tiene más quilombos que yo en la cabeza”.

Para el Mundial 86, Pelé también firmó columnas en Clarín. Antes de la final, elogió a Diego por sobre Platini, Rummenigge, Zico y otros: «Maradona pudo más que todos ellos. Ahora lo espera su primera gran final. El mundo puede ser suyo”. Tras la consagración en México y cuando fútbol mundial ya tenía un nuevo rey, Maradona volvió a rendirse a los pies de Pelé: “Agradezco los elogios, pero ciertas comparaciones, como las que me hicieron con Pelé, me parecieron exageradas”.

La tensión aumentó en los años 90, cuando Diego tenía un enfrentamiento abierto con la FIFA y Pelé era parte de la imagen de la entidad internacional. “Pelé es una marioneta de la FIFA y un mandadero de Havelange”, disparó Diego en 1991. Uno de los contragolpes más duro de Pelé sucedió en mayo de 2000, cuando participó de un seminario organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID). “Lo siento mucho, de verdad, Maradona fue un jugador fantástico, pero se metió en las drogas y perdió la oportunidad de demostrar que era un ejemplo para los jóvenes. Ha sido un mal ejemplo… ¡Una vergüenza!.

La respuesta de Diego fue a la yugular y habló sobre la primera experiencia sexual del brasileño: “Pelé debutó con un pibe”, disparó. Al año siguiente, continuó con el tema: «Cuando Pelé reconozca que debutó con un jovencito, yo saldré a decir si sigo o no consumiendo droga”.

También en el año 2000, Diego llegó a confesar “si me muriera y en el cielo se pudiese jugar al fútbol, no me gustaría hacerlo con Pelé”, y la elección que hizo la FIFA del jugador del siglo volvió a abrir una grieta. La gente votó a Diego, la FIFA eligió a Pelé y tuvieron que compartir el premio. “Cuando lo abracé a Pelé en Roma casi le pregunto qué sentía por haber salido segundo, pero hubiera sido para quilombo”, comentó Maradona después.

Pero hubo un día que volvieron a jugar juntos, se abrazaron y rieron ante las cámaras. Fue en 2005, en La Noche del 10. El primer programa de ese ciclo fue con Pelé como invitado estrella de un Diego conductor que la rompió tanto como en el Mundial 86. Costó convencer al brasileño. Contó el productor Coco Fernández que una charla por teléfono entre ambos aflojó tensiones: “Hola, Negro querido, ¿cómo estás? ¿Vas a venir? ¡Te quiero ver!’. Con eso, se aflojó todo. Y Diego y Pelé se pusieron a hablar de manera muy divertida y amistosa”.

El programa se emitió el 7 de agosto de 2005. En el final de la charla, Diego lo invitó a jugar un cabeza: “Si me permitís tutearte, que no es lo mismo que putearte, te voy a pedir que hagamos un cabeza”. Fueron segundos mágicos.

Con el pasar de los años, los elogios dejaron atrás los rencores. En junio de 2016 coincidieron en un evento de una marca de relojes. Diego abrazó a Pelé y le dijo: «No más peleas».

También se vieron a finales de 2017, en el sorteo del Mundial de Rusia. Un año después, Pelé, en un largo reportaje que publicó el diario Folha de Sao Paulo, afirmó: “Para mí, Maradona fue uno de los mejores que hubo. Podés preguntarme si fue mejor que Messi. Y lo fue, claro. Mucho mejor”.

El viernes Pelé cumplió 80 años. A través de su cuenta de Instagram (@maradona), Diego publicó una foto de los dos sonriendo, justamente una del encuentro de 2006 en que firmaron la paz, y escribió: “Quiero sumarme a este homenaje universal, muy felices 80 años de vida Rey @Pelé!!!!”.

El posteo tuvo 406.520 me gusta. Uno de ellos fue el de Pelé, que respondió: “Maradona, amigo mío, estoy muy feliz de recibir tu mensaje. Espero que estés bien y nos vemos pronto. Cuídate. ¡Gracias!».

Ahora la pelota la tienen los que administran la cuenta oficial de O Rei. Con el cumple de Diego el viernes, seguramente, habrá devolución de gentilezas.

FK

diario clarin argentina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *