¿Es bueno tomar una aspirina por día? Las directrices actualizadas de un grupo de expertos no lo recomiendan para la mayoría

Después de años de recomendar tomar aspirina de manera regular para prevenir ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, los científicos ahora ven poco beneficio para la mayoría de las personas sanas, y dicen que puede contribuir a un riesgo de sangrado en el estómago o el cerebro que aumenta a medida que las personas envejecen.

El Grupo de Trabajo del Servicio Preventivo de EE.UU. (USPSTF , por sus siglas en inglés) ha finalizado sus últimas recomendaciones sobre los regímenes de dosis bajas de aspirina y ahora dice que las personas mayores de 60 años no deberían empezar a tomar una aspirina diaria para la prevención primaria de problemas cardíacos en la mayoría de los casos.

Si tienes entre 40 y 59 años, el USPSTF deja a criterio tuyo y de tu médico la decisión de si debes tomar una aspirina diaria en determinadas circunstancias.

«Si estás realmente sano, si eres una persona sana de 40 años sin factores de riesgo importantes, la aspirina diaria será más perjudicial que beneficiosa. El riesgo de hemorragia superará los beneficios», dijo el Dr. Steven Nissen, presidente de medicina cardiovascular de la Clínica Cleveland, que no participó en las nuevas directrices. «La gente tiene que entender que la aspirina no es una terapia completamente benigna o inocente».

Pero si has tenido un ataque al corazón, un accidente cerebrovascular u otros problemas cardíacos o de circulación y tu médico te ha indicado una aspirina diaria, no dejes de tomarla. En su lugar, habla con él sobre qué significan estas nuevas recomendaciones para ti.

«En la prevención secundaria, la aspirina es importante. Si tienes un stent, si has tenido un infarto de miocardio o un accidente cerebrovascular, para todas esas personas la aspirina funciona. Proporciona un beneficio modesto pero definitivo», dijo Nissen.

El USPSTF es un grupo independiente de expertos médicos y de prevención de enfermedades de todo el país que hacen recomendaciones que ayudan a orientar las decisiones de los médicos. Sus recomendaciones también afectan a las decisiones de reembolso de las compañías de seguros.

Cómo actúa la aspirina

La aspirina actúa impidiendo que el cuerpo produzca ciertas sustancias naturales que causan dolor e inflamación. También puede evitar que la sangre se coagule, y por eso los médicos la han recomendado durante años para prevenir problemas cardiovasculares como el infarto y los accidentes cerebrovasculares.

Según las recomendaciones, que se publicaron el martes en la revista JAMA, tal vez tu médico quiera considerar un régimen de consumo de aspirina si te encuentras en la franja de edad de 40 a 59 años y tienes un riesgo del 10% o más de padecer una enfermedad cardiovascular en 10 años.

Esto significaría que tu probabilidad de sufrir un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular en los próximos 10 años es más alta de lo normal, según un cálculo que incluye factores como la edad, el sexo, la raza, los niveles de colesterol, la presión arterial, el uso de medicamentos, la condición de diabético y el hábito de fumar. Según el grupo de trabajo, una aspirina diaria solo «tiene un pequeño beneficio neto» específicamente para este grupo.

Estudios impulsaron el cambio en la orientación sobre la aspirina

La base para las recomendaciones actualizadas es la revisión que hizo el grupo de trabajo de varios ensayos clínicos aleatorios significativos sobre el uso de dosis bajas de aspirina, que encontraron una asociación con un menor riesgo de infarto de miocardio y de accidente cerebrovascular, pero no una reducción de la mortalidad. Las dosis bajas de aspirina también se asociaron a un aumento del riesgo de hemorragia.

La última vez que el grupo de trabajo actualizó estas recomendaciones, en en año 2016, sugirió que la aspirina diaria podría ser beneficiosa para la prevención del cáncer colorrectal. Pero las directrices actualizadas dicen que hay pruebas limitadas de que reduce el riesgo de cáncer colorrectal o la mortalidad por ese cáncer.

Las directrices de 2016 que había algún mérito en el uso de la aspirina diaria para las personas de 50 a 59 años que tenían un riesgo de 10 años de problemas cardiovasculares superior al 10%, que se esperaba que vivieran más de 10 años y que no tenían un mayor riesgo de sangrado.

Las directrices de 2016 también sugerían que las personas de 60 a 69 años con un riesgo cardiovascular del 10% o mayor debían tomar una decisión individual sobre el consumo diario de aspirina.

Los problemas de hemorragia en personas sin condiciones de alto riesgo como la enfermedad de úlcera péptica, el uso de fármacos antiinflamatorios no esteroideosos o de corticoides son raros, señala el grupo de trabajo, pero el riesgo aumenta con la edad. «Los datos de los modelos sugieren que puede ser razonable considerar la posibilidad de dejar de consumir la aspirina alrededor de los 75 años».

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en Estados Unidos, responsables de más de uno de cada cuatro fallecimientos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

«Cuantos más datos obtenemos, más vemos que, aunque el riesgo de enfermedad coronaria e infarto de corazón aumenta a medida que se envejece, el riesgo de hemorragia parece aumentar incluso más rápido», dijo el Dr. James Cireddu, director médico del Instituto Cardiovascular Harrington del Centro Médico de los Hospitales Universitarios de Bedford, quien no trabajó en las orientaciones.

Otras actualizaciones sobre salud cardíaca

Estas no son las únicas recomendaciones sobre el consumo diario de aspirina. Las nuevas directrices del USPSTF ahora quedan más en consonancia con las directrices del Colegio Estadounidense de Cardiología/Asociación Estadounidense del Corazón y sus recomendaciones para la persona media que nunca ha tenido un evento cardíaco, según el Dr. Roger Blumenthal, que copresidió el comité detrás de las directrices de estas instituciones.

«Cuando examinas todos los estudios que se han hecho recientemente, parece que el beneficio modesto de la aspirina en individuos de bajo riesgo se ve generalmente anulado por el aumento de los problemas gastrointestinales a largo plazo, (es decir) las hemorragias con la aspirina», dijo Blumenthal. «Aunque dijimos que podría considerarse dar aspirina a alguien que nunca ha tenido un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular, probablemente debería ser la última de las cosas en la lista de prioridades».

La aspirina aún podría tener algún lugar en la salud cardíaca, dijo el Dr. Donald Lloyd-Jones, presidente de la Asociación Estadounidense del Corazón.

«La aspirina podría seguir teniendo sentido en algunas situaciones en las que no estamos haciendo un buen trabajo para controlar el colesterol o la presión arterial por la razón que sea», dijo Lloyd-Jones. «Tal vez (en casos en que) los medicamentos son demasiado caros o el sistema de salud en un país no puede distribuir esas cosas, la aspirina podría seguir teniendo sentido, pero creo que en muchas situaciones en este país, si la gente tiene un buen acceso a la atención sanitaria y están encargándose de los otros factores de riesgo, la aspirina ahora tiene mucho menos sentido».

Otras medidas para ayudar a tu salud cardíaca

Se pueden tomar otras medidas para ayudar a la salud del corazón con poco, dijo el Dr. Roy Buchinsky, director de bienestar en los Hospitales Universitarios de Ohio, que no participó en las nuevas directrices del USPSTF.

«Siempre predicamos que el ADN no es tu destino, lo que significa que hay muchas cosas que podemos hacer desde el punto de vista del estilo de vida que pueden reducir las enfermedades crónicas y el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca y un accidente cerebrovascular», dijo Buchinsky.

El doctor sugiere una buena dieta con «comida real» el 90% del tiempo y un 10% de «comida divertida». Intenta realizar al menos 150 minutos de actividad física a la semana, duerme bien y controla el estrés. No fumes y mantén el consumo de alcohol al mínimo. Los medicamentos para el colesterol, la diabetes y la presión arterial alta también pueden ayudar si son necesarios, pero dijo que es aún mejor si el paciente no los necesita.

«Es mucho más fácil prevenir que curar», dijo Buchinsky.

FUENTE: CNN ESPAÑOL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.