Emmanuel Macron defendió sus diálogos con Vladimir Putin y advirtió que “los días venideros serán cada vez más difíciles”

El presidente francés reprochó las “mentiras” de Vladimir Putin, recordó que Francia apoya a Ucrania y calificó a Rusia de “país agresor”

En medio de una campaña presidencial que formalmente aún no pudo encarar, el presidente se dirigió en la noche del miércoles a los franceses luego de haberles prometido “mantenerlos informados del desarrollo de la situación y de las decisiones” que tendría que tomar tras la invasión de Rusia a Ucrania.

A pesar de haber intentado varias negociaciones con su homólogo ruso, Vladimir Putin, que resultaron hasta ahora infructuosas, Macron volvió a hablar después de un nuevo Consejo de Defensa sobre la guerra en Ucrania.

Visiblemente preocupado, el mandatario francés no ocultó que “los días venideros serán cada vez más difíciles” y agradeció a los franceses por las muestras de solidaridad con refugiados ucranianos.

En un mensaje grabado de 14 minutos desde el Palacio del Elíseo, el presidente galo describió la dureza de los ataques militares rusos, incluso contra civiles ucranianos, los que calificó como la agresión “más grave a la estabilidad y la paz en nuestra Europa desde hace décadas”.

El jefe de Estado recordó que ni él, ni la Unión Europea, ni la OTAN, ni Estados Unidos querían esta guerra. Y fustigó: “Por lo tanto, es completamente solo, deliberadamente, incumpliendo sus compromisos uno por uno, que el presidente Putin ha elegido esta guerra. No hay base de la OTAN en Ucrania, son mentiras”.

Para Macron la violenta invasión a Ucrania por parte del presidente ruso “es una guerra de venganza alimentada por una lectura revisionista de la historia de Europa”. “Rusia es el agresor”, repitió, recordando de pasada la ayuda prestada a Ucrania.

Pese a las críticas, Macron, dijo que mantendrá el contacto el jefe del Kremlin, para intentar convencerle de que renuncie a las armas. Añadió además que ofrece la ayuda de Francia en las negociaciones abiertas entre portavoces rusos y ucranianos y señaló que busca evitar que la actual guerra en Ucrania se extienda a otros países.

Por otro lado, el inquilino del Palacio del Elíseo también subrayó las sanciones impuestas a Rusia, que había prometido “en el punto álgido de la agresión” de la que era “culpable”. También mencionó a los compatriotas expatriados en Ucrania y, como jefe del ejército, explicó que las tropas francesas se habían ido para proteger a los socios de la OTAN.

El Jefe de Estado se cuidó de subrayar que Francia “no está en guerra con Rusia”, recordando todos sus esfuerzos por mantener el diálogo “en la medida de lo posible” con el Presidente ruso para una solución y un alto el fuego.

En especial, el presidente de la República no ocultó que esta crisis tendrá importantes consecuencias para Europa, pero también para Francia, sus empresas y el poder adquisitivo de los franceses.

El presidente francés reprochó las “mentiras” de Vladimir Putin (Reuters)El presidente francés reprochó las “mentiras” de Vladimir Putin (Reuters)

“Varios aspectos de nuestra vida cotidiana experimentarán cambios profundos en los próximos meses”, advirtió, que además dijo que el crecimiento francés se vería “inevitablemente afectado” por esta guerra.

“Debemos impulsar un nuevo modelo económico basado en la independencia y el progreso”, dijo Macron, al tiempo que adelantó que todas estas cuestiones conciernen a la defensa y la libertad de todos. El presidente anunció que los líderes europeos tendrán que discutirlo en la cumbre prevista para Versalles el 10 y 11 de marzo.

Antes de lanzarse, probablemente este viernes, a la contienda electoral, primero golpeada por la pandemia y ahora por la guerra, Emmanuel Macron terminó su discurso con un compromiso, incluso llamando a la oposición, para que todos posibiliten “un debate democrático importante para la nación”.

Fuente: Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.