10/25/2021

El plan de China para llevar vida humana a Marte

El gigante asiático planea construir una base en el planeta rojo estableciendo una estación espacial que aterrizaría en Marte para enviar y traer astronautas.

Ya hace un tiempo que China está buscando formas para llevar y traer de vuelta a los astronautas de Marte de manera segura con el fin de establecer presencia humana en el planeta vecino a largo plazo, de acuerdo con Wang Xiaojing presidente de la Academia China de Tecnología de Vehículos de Lanzamiento (CALT por su siglas en inglés).

La conferencia Global Space Exploration (GLEX) que tiene lugar en San Petersburgo (Rusia) trató temas como las misiones no robóticas a Marte. Wang afirmó que el gigante asiático tiene planes más grandes, más allá incluso de una misión de retorno de muestras a Marte planeada para principios de 2029.

 

Otra de las misiones que planea China es la de extraer agua del subsuelo de Marte o generar oxígeno, destinadas a construir una plataforma para misiones humanas: un puesto de avanzada orbital aterrizaría en el planeta rojo para edificar finalmente una base en Marte, llamada “econosfera”.

Wang también explicó que CALT ha completado una investigación exhaustiva sobre la arquitectura de la misión: analizar los tiempos de lanzamiento, tipos de órbitas para enviar la nave a Marte o el sistema de propulsión más adecuado son algunos de los temas tratados en el estudio.

¿Cómo se instalará la base en Marte?

La fase robótica inicial de los planes de exploración de China se basaría en cohetes químicos, al igual que se utiliza para la propulsión de los lanzamientos. Las primeras misiones humanas utilizarían varios lanzadores de carga pesada para construir la nave espacial Marte en órbita.

Después, estos lanzadores se acoplarían a una etapa de transbordador utilizando propulsión nuclear eléctrica y térmica nuclear para la transferencia Tierra-MarteLa carga volaría y aterrizaría en Marte por separado, y un vehículo de descenso y ascenso a Marte (MDAV) transferiría astronautas hacia y desde la superficie, explicó Wang.

Las tecnologías nucleares permitirían una gran disminución del tamaño de los vehículos de transferencia Tierra-Marte. Este método de propulsión se ha barajado durante décadas, pero aún necesita una serie de avances tecnológicos que ha generado alguna que otra polémica medioambiental.

 

as.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *